Habitantes del Caos

Pandaemonaeon: Información y Estructuras Sociales


El término pandaemonaeon es una palabra que hace algún tiempo un gran número de magos del caos comenzó a usar. La misma parece haber sido forjada por Peter Carroll pero, al igual que el concepto de gnosis, no es una idea nueva. La misma puede ser hallada a través de toda la filosofía india antigua como por ejemplo el Pralaya. Pandaemonaeon es, de hecho, el "fin del mundo", al menos refiriéndose a la conclusión de algo para nosotros reconocible como lo es una sociedad o civilización. ¡Abundan las especulaciones acerca de los detalles de cómo podría éste manifestarse, pero tales especulaciones son un poco tontas, ya que no existe nada concreto en el Pandaemonaeon!
El aspecto más importante supone la naturaleza de la información y su transferencia.

 

pandadaemon Art by Devany Wolfe2 

 Pandaemonaeon, por Devany Wolfe.

 

Hoy en día, la velocidad a la cual la información puede ser transmitida desde su origen a su destino final es vinculada al tiempo, lo cual se manifiesta en este sentido como la velocidad de la luz. Ésta, sin embargo, es una restricción ilusoria. La información no es materia concreta, y por lo tanto no entra en el dominio de las "leyes universales de la física" que parecen gobernar el comportamiento del medio a través de la cual es transferida. Para simplificar esto, uno necesita sólo pensar en el teléfono. Mientras que puede parecer que la información es transmitida instantáneamente, en realidad éste no es este el caso. Hay una demora entre la señal de origen y la recepción de ésta por el destinatario. La información primero debe ser convertida en algo material y luego debe ser transportada a través de algún otro medio material. Al final, no es información lo que es manejado; Son electrones o fotones, los cuáles se convierten nuevamente en información cuando arriban a su objetivo. Pero la información misma no es el electrón o fotón (aunque éstos contienen y están compuestas de información). La información, como ahora la entendemos, no puede ser medida por sí misma. Es algo intangible para nosotros, algo que nunca puede experimentarse directamente.

Entonces ¿qué es la información? Es lo qué el antiguo chamán podría haber llamado mana. No es materia, ni es energía. A falta de una mejor descripción para tal idea, la mejor palabra a usar para llamarla de algún modo puede ser éter; quantos dispersos que se unen temporalmente para formar cualquier tipo de fenómeno. El éter no está sujeto a la velocidad de luz, ni al espacio, ni al tiempo. Es absolutamente capaz de estar en más de un lugar a la vez, o en absolutamente ninguna parte, o en una combinación de lo dos.

El Pandaemonaeon, entonces, está al nivel de la destrucción de todas las cosas en el éter, o información. Todo se convierte en aglomeración temporal modificable a voluntad, siendo la voluntad misma entendida como una aglomeración transitoria. Esto refleja exactamente el proceso por el cual cualquier acto de Magia del Caos es efectuado; Uno establece de antemano un set de parámetros a través de las diversas técnicas, pero las técnicas en sí mismas no son magick. La Magia a voluntad puede ser manifestada sólo cuando un estado de Gnosis es logrado. La Gnosis es la dispersión de la mente hacia al remanso etérico mediante el cese de todo proceso mental. Cualquier número de variables (quanta) es entonces intercambiado entre el mago y el campo infinito de potencialidades infinitesimales (Æthyr).

La forma que tomará la manifestación es determinada en gran parte por los parámetros dados a través de las técnicas utilizadas. En otras palabras, las técnicas actúan de una manera muy similar a la línea telefónica del ejemplo anterior. Sin embargo, cuándo el Pandaemonaeon ha sido invocado, estos pasos intermedios ya no son necesarios. La voluntad directamente manipula el éter en configuraciones diversas, y nada existe más que aquello que ha sido de ésta manera configurado. La información es transmitida, procesada y modelada fuera de los límites de cualquier concepto de tiempo, y de ésta manera de forma instantánea.

Entonces, ¿Qué efecto tiene esto en las estructuras sociales de la humanidad? Primero que nada debe tenerse en cuenta que cualquier estructura social no es otra cosa que el producto de procesos mentales. Estos pueden cambiarse al antojo de aquellos que participan en una estructura dada. Más aún, las estructuras sociales de cualquier tipo son intentos de controlar la transmisión y manifestación de la información y el éter. Es siempre a través del punto de vista de su estructura social que el hombre forma la realidad consensual. Pandaemonaeon, entonces, es implícitamente el colapso de todas las estructuras sociales, en donde ya no puede existir ningún medio a través del cual la información es transmitida. En otras palabras, todo el éter es accesible instantáneamente en cada punto en cantidad infinita. Los límites de las construcciones sociales, y por cierto la mente individual, se inflan hasta explotar. Cada sujeto y cada objeto están unidos; La individualidad y el grupo, el pasado, el presente y el futuro todos juntos sufren un colapso de una singularidad infinita, ilimitada y en un constante estado de flujo. Toda separación de conceptos deja de existir junto con todo concepto de separación. Spare llama esto un estado de ni esto, ni aquello; E.E. Rehmus le llama una implosión del escatón; El misticismo lo proclama como la unidad con la divinidad. De hecho todos estos términos son solo un solo y el mismo concepto.

Así que esta debe ser la meta del todo Mago del caos, remover cada barrera que obstaculice la transmisión de información. Las jerarquías son para ser destruidas no sólo por el bien que esto representa, sino para acelerar la llegada del Pandaemonaeon vía la destrucción de tales obstáculos. Toda organización, cualesquiera sean sus metas, es una fuerza Pandaemonaeonica si trata de controlar el flujo de cualquier tipo de información. Los gobiernos, redes de comunicaciones, instituciones religiosas y sociedades secretas entran todos en esta categoría. El verdadero Mago del Caos no tratará de ocultar la información de las técnicas de la magia, ni formar sociedades secretas como la de los Illuminati que crean oligarquías y burocracias que son igual de restrictivas como las que abrigan un deseo de aniquilación. En lugar de eso, cualesquier información debe ser diseminada lo más rápida y ampliamente posible.; Esto no sólo acelera el Pandaemonaeon en forma directa para la transmisión de todo tipo de información, sino que también garantiza que otros puedan encontrar y usar las técnicas necesarias para realizar la Gran Obra por ellos mismos. Cualquier cosa que entorpezca la invocación del Pandaemonaeon no puede ser llamada Magia del Caos.

 


Fuentes

Originalmente publicado en ZDC (Zona de Caos.com), hoy extinta. Escrito por Tzimon Yliaster.


Enviado por: Frater Organ

33 artículos publicados

Visto 1291 veces



Tags:

Magia del Caos Activismo


Participa

Habitantes del Caos es una comunidad abierta a nuevos participantes que quieran colaborar con artículos propios o publicando aportaciones interesantes.

Registrarse